11:21h. Miércoles, 11 de diciembre de 2019
segunda-transicion
Política
Segunda Transición: punto muerto

Segunda Transición: punto muerto

ENS-Política

>Lo primero que han hecho Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, como denuncia Felipe González, es repartirse los cargos. Lo han hecho, además, disimulándolo con una genérica declaración de intenciones que pocas almas sensibles se atreverían a contradecir

>España está en un grave trance, y lo que menos necesita es tanta carga de frivolidad. Acentuar los bloques en el eje izquierda-derecha es lo menos aconsejable ahora. La llamada Segunda Transición necesitaría culminar con un periodo excepcional basado en un gran acuerdo de los dos partidos mayoritarios que acumulan más de doscientos diputados entre ambos. Es lo que haría cualquier sistema político que se precie y se aprecie. Estamos ante el último cartucho en un momento casi de vida o muerte. Por el contrario, el abrazo de Sánchez e Iglesias puede ser, en las circunstancias excepcionales que estamos viviendo, una huida hacia ninguna parte.

>Lo peor sería no terminar con la precariedad, como dicen pretender, y sí terminar de descoyuntar el edificio institucional en un pacto con independentistas

Política
#Postureo

#Postureo

ENS-Politica

El verano que se nos ha ido entre algunas tormentas bravuconas nos ha dejado imágenes asombrosas de postureos sublimes y frenéticos, como si uno ya se fuera de vacaciones solamente para saborear una peculiar forma de vivir este periodo a través de redes sociales retocando los instantes a placer y siempre evitando los inevitables grises cotidianos , sin grandes sobresaltos ni atascos, ni sudores ni quemaduras con el sol, pero también sin la intensa y duradera tonalidad de la realidad esplendorosa y bella que no puede ser contada al minuto porque solamente puede ser vivida sin más  y guardada en el recuerdo para recrearla, retocada por el tamiz de la memoria, en los momentos por venir propicios para la añoranza. El caso es que los políticos de España se han entregado de lleno al furor de la imagen captada y retocada y nos ofrecen sin parar una serie holliwoodiense de instantáneas nada inocentes. Estamos en la quintaesencia de la Nueva Política.

@NuevoSurco

Política
¡No es esto, no es esto!

¡No es esto, no es esto!

ENS-Política

>España consiguió superar ese pesimismo secular en la gozosa alegría de 1978, año de la reconciliación por excelencia. En aquellas fechas se fraguó el gran éxito colectivo de toda España. El gran éxito de la época moderna, por ser democrático y de todos. Prosperidad, paz y libertad, todo en uno, sin exclusiones ni sectarismo. Esa era la gran y radical novedad. “¡Sí es esto, sí es esto!”, hubiera dicho posiblemente Ortega y Gasset.

>Sin embargo, nuestro país se encuentra en este momento sumido en un nuevo trance, otra encrucijada. No se trata ahora de cambiar de régimen, pero sí de reformar y apuntalar lo construido durante los últimos cuarenta años, y hay serias dudas de que algunos de los mimbres sean los más adecuados. El hastío de la ciudadanía española es cada vez mayor. Algunos de nuestros políticos basan su acción en la foto y el tuit como en una gran feria de las vanidades en la que lo único que importa es alimentar el ego.