sábado, 25 de junio de 2022 18:22h.
feminismo
Actualidad
mujeres y hombres libres

España es nombre de mujer

ENS-Editorial

>Seguimos esperando que una mujer sea presidenta del Gobierno en España en un panorama dominado por la pelea incesante de machos-alfa, algunos volviendo a escena como toro bravío tras haber disfrutado durante unos cuantos meses de un permiso de paternidad y habérnoslo hecho saber a todos los españoles para que quedara bien claro. 

>Una causa tan noble como la del feminismo tiene hoy una gran dosis de postureo obligatorio para pasar por la taquilla de lo políticamente correcto. Y, sin embargo, el postureo en cierta medida oculta y entorpece lo que todavía queda por hacer en la igualdad total y real de los derechos.

>Una vez que las mujeres recorran ese camino seguirán quedando asuntos pendientes, ¿o es que la precariedad creciente en el mundo laboral es un tema exclusivamente femenino?. Y los hombres tendrán que encontrar su lugar en el nuevo mundo que ya es irreversible, porque también es frecuente en el mundo masculino el movimiento pendular del macho cabrío maltratador y asesino en potencia al hombre anulado en el seno de una pareja dominada absolutamente por ella.  Digamos las verdades completas.

>Queda mucho por recorrer, en ámbitos donde la mujer tiene espacios que ocupar como el deporte de alta competición y la tecnología, y al final salvar lo más importante: que lo que los antiguos definían como las tradicionales virtudes femeninas, es decir, el compromiso, el desinterés, el cuidado de los semejantes sean las más importantes para mujeres y hombres, mujeres y hombres libres, personas en igualdad. La igualdad y la libertad es lo fundamental, lo que hay que conseguir a toda costa, tras todo el ruido provocado por las manifestaciones con todas sus polémicas añadidas y sus postureos recurrentes.